Realidades del BITCOIN

Realidades del BITCOIN (BTC)

Muchos se ha dicho acerca de las criptomonedas. Definitivamente un paso más hacia la creatividad en el ámbito de la tecnología. Aqui daremos unos datos interesantes, tipo pastilla, que se deben tomar en cuenta, porque nuestra empresa está sobre todo comprometida con la integridad de las personas, pero además con la seguridad informática.

El “negocio” del BITCOIN lo conforman 3 negocios distintos, desglosados de la siguiente forma:

  1. Conversión de divisas (instrumento de intercambio)
  2. Especulación financiera (una pseudo-acción de bolsa)
  3. Minería de BITCOIN (una pseudo generación de “riquezas”)

Negocio de conversión de divisas

El contexto de utilización más claro que existe para BITCOIN es la conversión frente a otras monedas. Alguien requiere cambiar dinero de una moneda A a otra B, podrá utilizar la infraestructura del BTC como intermediario, para finalmente obener sus recursos en el país destino, sin pasar por la banca tradicional. Durante el proceso, por supuesto se cobra una comisión por la transacción, que para promoción resulará inferior a lo que cobra la banca convencional por una ATH o wire transfer.

Nos atrevemos a decir que hasta aquí, pareciera muy válida la utilización del BITCOIN (o de cualquier criptomoneda), en aras de ofrecer sana competencia al negocio de las transferencias internacionales, que hoy día son prácticamente monopolio de CitiBank con su plataforma tecnológica llamada SWIFT.

 

Negocio de Especulación Financiera

En las bolsas de valores de todo el mundo, existe un tipo de valores que son llamados los OTC o Over The Counter (títulos en “sobre cuenta”). Generalmente los OTC son asignados a compañías muy pequeñas para cumplir los requisitos de admisión en un mercado oficial (ejemplo New York Stock Investment o Nasdaq), o son empresas que antes estaban oficialmente en la bolsa, pero por problemas operativos y financieros, generaron unas pérdidas de tal magnitud, que ya no cumplieron los requerimientos, por tanto no pueden quedarse en el mercado bursatil tradicional. En la mayoría de los casos se trata de empresas que están en la búsqueda de cerrar por la vía de la bancarota; aún así, bajo ese tremendo riesgo, los inversionistas se atreven a apostar dinero, más a manera de apuesta de lotería, que como un proceso lógico de análisis de la potencialidad futura de la empresas con respecto a las ventas de sus productos y servicios.

Pero espera un momento, resulta que BITCOIN ni siquiera es una empresa legalmente constituida.

De hecho el BITCOIN, desde la óptica de la volatilidad, actua precisamente como una OTC, un supuesto título que no se conoce a ciencia cierta su comportamiento en función de variables de ventas.

Por tanto, para que el lector entienda la magnitud de esto, el BITCOIN por un lado, no fue admitido en la bolsa de Nueva York, tampoco en los OTC. Por otro lado, no existe ninguna justificación lógica para decir que el precio deba subir en esas proporciones hasta el año 2016-2017. Es literalmente una apuesta financiera sin ningún respaldo, salvo la voluntad de los apostadores (mal llamados “inversionistas” del BITCOIN). Vale mencionar que si miraramos a BITCOIN como una gran empresa, nos daríamos cuenta que la única fuente real de ingreso, está en el punto 1, es decir las comisiones financieras por las transacciones. Del resto, este “negocio” solo posee gastos, como veremos en el punto 3.

Por cierto también hay informaciones que se leen en el mercado que dicen que es un sistema “totalmente” decentralizado. Miren la figura a continuación tomada directamente del propio sitio web de BITCOIN. En ella se oobserva que más de 88% de los recursos está en manos del 0,67% de las cuentas. También es un monopolio.

Realidades del BITCOIN

En ese orden de ideas, este particular “negocio” en nuestro análisis, es lo más parecido, por su estructura y evidencias, a una pirámide financiera, la famosa carrera de la estafa, el paquete chileno. Todos ponen dinero, el precio sube por exceso de compra, o alguien lo fija arbitrariamente al alza, dando la sensación de un mercado rampante. Luego algunos grandes “inversionistas” (probablemente los que empezaron la cadena), empiezan a vender rapidamente. Empieza la estampida frenética y el precio cae muy por debajo del valor anterior, se genera un efecto dominó que no permite nunca más la recuperación de la gran mayoría de compradores minoritarios, que se quedan viendo boquiabiertos como se esfuma su “inversión”. En ese sentido, separece mucho a las apuestas de las OTC en las bolsas. Y la historia concluye siempre igual:  el precio tiende a ser cero (0).

Realidades del BITCOIN

 

Negocio de la minería de BITCOIN

Esta es la parte más complicada de explicar. Se trata de colocar poderosos computadores que por cierto, gastan cantidades enormes de energía para resolver ecuaciones matemáticas en el orden de palabras de 256 bytes (1 byte es un caracter de 8 dígitos binarios).

Nota Aclaratoria. Existe un algoritmo de seguridad que se llama SHA256, que es precisamente la forma hasta ahora segura, con la que tu normalmente intercambias información con tu banco actual. Consiste en cifrar la información para que (en teoría) nadie pueda interceptar y decodificar los datos orginales, especialmente tu usuario y tu contraseña. Una vez aplicado el algoritmo de cifrado, tu usuario y tu contraseña, que normalmente poseen de 6 a 10 caracteres, se convierten en una cadena de 256 interminables caracteres, solamente aceptada e interpretable por tu banco destino que tiene lo necesario para analizarla. Decimos en teoría, porque en la práctica un hacker demoraría varios días con un computador muy poderoso, para realizar la operación de reversa y saber tu contraseña.

Los mineros de BITCOIN resuelven este tipo de  operaciones muy similares al intercambio de los datos entre tu y tu banco. La red de supercomputadores creada por BITCOIN a lo largo y ancho del planeta, es bastante potente, permite resolver muchas de esas operaciones de forma paralela. Resolver todas las posibles combinaciones es un trabajo arduo, estamos hablando de 256 elementos, en donde cada elemento tiene unas 120 posibilidades (las teclas de tu teclado), por lo tanto estámos hablando de un numero de combinaciones entorno de una potencia de 300, un número francamente inimaginable. Pero estas operaciones se están llevando a cabo en este preciso momento que tu lees este artículo, poco a poco, todos eses miles de supercomputadores de los mineros, lo están haciendo.

Y cada vez que se resuelve una pequeña parte del código, el minero obtiene una recompensa de una fracción de BITCOIN, a cambio debe haber invertido en el super-computador, el espacio físico, por supuesto la energía eléctrica y la conectividad a internet.

Los BITCOIN son un número finito. Solo hay 21.000.000 de BTC disponibles en el mercado. Lo que nosotros observamos es que la resolución completa de las combinaciones del SHA256 seguramente coincidirá con la venta de los últimos BITCOIN, momento en el cual (sino antes) explotará la pirámide de forma definitiva (punto 2). Porque en ese momento ya no será necesaria la infraestructura mundial. Pirámide que ya se formó y explotó recientemente en 2018.

En resumen, los mineros están dejando al descubierto poco a poco, el encapsulado del código SHA256 y sus palabras claves asociadas. De esta forma se obtiene una combinación conformada por la palabra original y la encriptada.

Ahora bien, siendo creativos, imagínese lo que alguien pudiera hacer si tuviera una enorme base de datos, con las palabras originales (dentro de esas posibilidades seguramente está tu password del banco) y las correspondientes combinaciones del palabra SHA256 .

Si un hacker toma una de esas largas palabras mientras tu interactúas con tu banco, y si ese hacker dispone de una enorme base de datos con las características antes mencionadas, en teoría (y en la práctica) podría obtener tu usuario y tu password en cuestión de segundos.

¿Y otros aspectos de la seguridad?

No podríamos olvidar el ámbito de la seguridad en general, las estafas alternativas, Por cierto hoy ocurrió uno de los fraudes más grandes en la historia de esta criptomoneda. Un gran fraude que involucra inclusive el uso inapropiado de la imagen de personas famosas como Elon Musk. Solo busquen en twitter por la frase “BITCOIN SCAM” y verán los miles de casos.

Y eso que no hemos hablado de control de lavado de activos, que asociado al nuevo entorno tecnológico, seguramente tocaremos en otra oportunidad. Por el monento este mundo tecnológico es de sumo cuidado. Hay que estar alerta.